La Aldea

DESCRIPCIÓN


Extraña y atrapante, la aldea está formada por un grupo de construcciones unidas por callejuelas adoquinadas, pasajes, recovecos y lugares secretos. Responde a estilos diversos del medioevo europeo unidos para producir un ecléctico estilo propio.

Nacida de demoliciones, la creatividad y los sueños de un hombre Don Antonio Campana. Con aire medieval, en González Catán se levanta la más insólita ciudad del reciclado de la Argentina y sus alrededores, a sólo 30 minutos de Capital Federal.

Por un mistico camino se recorren las Doce Casitas del Bosque, para transportarnos mágicamente hacia un lugar fantástico. Cuando todo esto parece increíble nos encontramos con fuentes , lagos, puentes de quebracho para recorrer las islas, muelles, un molino de viento holandés, una capilla colonial y una locomotora con vagones.

El Museo de las Rejas o Ferroteca es uno de los lugares más interesantes donde se exhiben todo tipo de rejas de hierro forjado, arañas colgantes, vitreaux, objetos antiguos y piezas de arte. También se destacan edificaciones donde los materiales empleados para su construcción son el tema como por ejemplo, la Casa de Piedra, el Museo de Madera o Palitos, la Casa de Escoria.

Además se podrán recorrer el Pasaje del Búho, el Museo de los Caireles, el Cabildo, la Cascina, la Casa Proa de Barco y cientos de espacios secretos.

HISTORIA


HISTORIA DE CAMPANÓPOLIS

Campanópolis nombre que se le da por el apellido de su fundador, Don Antonio Campana cuenta con una increíble historia, donde los sueños y el esfuerzo tienen un vínculo indescifrable con el arte y la emoción de los logros.

La aldea con espíritu medieval fue soñada, proyectada y construida por Don Antonio Campana, quien sin poseer estudios de arquitectura concreta su sueño, en un predio de 200 hectáreas con llanuras, bosques selváticos, ríos, arroyos, lagos. La historia cuenta que hace casi 40 años comenzó este sueño en un predio adquirido en 1976 donde antes eran explotadas antiguas tosqueras, cuyo producto fue usado para la construcción de las bases de las pistas del Areropuerto Internacional de Ezeiza y de la autopista Richeri. Luego el lugar fue expropiado por el CEAMSE (Cinturón Ecológico Área Metropolitana Sociedad Del Estado) que durante mas de cinco años lo uso para relleno sanitario, dejando secuela de contaminación ambiental.

Don Antonio entra en un largo pleito judicial para recuperar el predio. Paralelamente le aquejan diveros problemas de salud y, ante esto, decide dar un vuelco importante a su vida, impulsando sus ganas de vivir junto a sus ansias de concretar su sueño. Hoy hecho realidad con este legado de belleza.

Descubriendose asi mismo como creador y diseñador, con un amplísimo criterio del reciclado y creatividad, hace uso de sobrantes de demoliciones para construir un mundo nuevo sobre el caos hasta entonces reinante, dando a luz esta mágica aldea, restableciendo también del equilibrio ecológico.

HISTORIA ANTERIOR A LA ALDEA

El predio de la aldea esconde un pasado importante. Según el historiador Don Alfonso Corso, interpretando los relatos del alemán Ulrico Schmidl, escriba oficial de Dn Pedro De Mendoza en 1536, en la confluencia del arroyo Morales con el río Matanza se efectuó la primera fundación de Buenos Aires.En el lugar se encuentra a modo de homenaje "El Palo de la Justicia", en recuerdo de la gesta histórica fundacional de una de las ciudades más importantes de América.

En sus crónicas Ulrico narra: "... que quién quería comer un pescado tenía que andar 4 millas...". De aquí se deduce que la Población o Real - como entonces la llamaban - no estaba ubicada a orillas del Río de la Plata sino a cierta distancia de él. Es justamente la confluencia de agua entre el Arroyo Morales (río pequeño)y el Río Matanzas (río grande) a la que hace referencia Ulrico. Esta zona fundacional está dentro de las tierras de Campanópolis.

Los diarios de Ulrico son una fuente importante a la hora de esclarecer la debatida ubicación de la primigenia Ciudad de Buenos Aires, este viajante considerado como el primer "Historiador del Río de la Plata" señala: "...Mendoza estableció el Real a la par de un río pequeño que entra en el río grande...". Corso afirma que, posteriormente estas tierras pertenecieron a Dn Juan Manuel de Rosas, construyendo para ello la mas antigua edificación que data aproximadamente de 1840, la que fue habitada por un capatáz (puestero) del Brigadier General.

Esta casa histórica tiene una construcción característica de la época, en forma de "L", construída con característicos ladrillones asentados con adobe o barro, sus paredes alcanzan los 60 centímetros de ancho, las cuales poseen troneras por donde sus habitantes sacaban las armas de fuego para defenderse de los malones de indios o ataques de forasteros. Posee ademas un sóntano que era utilizado como refugio ante posibles ataques, siendo ésta la única construcción de estas tierras.

ECOLOGÍA Y MEDIO AMBIENTE


Ubicada en una de las reservas ecológicas más grandes y frondosas de la Provincia de Buenos Aires, lindera con los bosques de Ezeiza pero en La Matanza Campanópolis está íntegramente construída con materiales antiguos y reciclados, con más de 100.000 árboles y plantas de distintas especies. Recorren el predio las aguas del río Matanza y el arroyo Morales en donde se produce su confluencia agregando un atractivo más.

También ofrece el contacto de una manera distinta con la naturaleza mediante circuitos que permiten el avistaje de flora y fauna del lugar. Y para concluir, un paseo navegando por el río Matanza y el arroyo Morales. Desde el punto de vista arquitectónico, es la primera y única ciudad con espíritu medieval medieval en Latinoamérica constituyendose como un parque historico - ecológico - cultural y tematico.

SU CREADOR


EL SUEÑO DE UN ILUMINADO

En muchas oportunidades la vida de una persona marca un patrón distinto. Esto hace a la teoría de que la vida misma es una síntesis de valores humanos y no es un camino artificialmente creado por iluminados. De ahí la conexión con la realidad, un virtual antidogmatismo, porque la racionalidad gobierna y asume comportamientos éticos que se vierten sobre la sociedad y son asumidos por esta en forma natural. La obra que se ve en Campanópolis (www.campanopolis.com.ar), obra del genio artístico, soñador y elevado de un hijo de inmigrantes, que como tantos otros que hicieron a la Argentina moderna, es el rescate del espíritu creativo, dinámico y transgresor. Antonio Campana, el cristalizador del sueño, al verse condenado a morir víctima de una enfermedad terminal, decide dar un vuelco total a su existencia y consagrarse a un sueño. Se desprende de sus empresas y construye esto para él y su gente, familia y amigos, sin sentido comercial, apostando a la ilusión y al placer de crear algo sobre terrenos recuperados a un basural y empleando materiales de demoliciones, con amplio espíritu ecológico y regenerativo. Edifica una aldea, con mezclas de estilos, de reminiscencias medievales, en medio de bosques sembrados por él mismo, lugares de magia. Rompe los moldes de la construcción, porque hace lo contrario de todo arquitecto. En base a lo viejo construye lo nuevo. Del Caos de un demolición crea un Orden, creando vida desde la muerte o haciendo nacer después de morir. Campanópolis es la concreción de una verdadera Iniciación, muriendo a una vida, para ver la luz en otra. John Lennon, el popular músico inglés, dijo: "Muchos creen que soy un soñador... pero no soy el único", y Antonio Campana así lo demuestra. Es otro de los soñadores. Se inscribe en la categoría de aquellos que se atrevieron a volar y concretaron su obra en vida, trascendieron, crearon de la destrucción y alumbraron con Luz las tinieblas de un páramo convertido en basural. Supo pulir la piedra bruta y le dio el brillo del diamante, legando en sus hijos un amor a la obra y un respeto a la memoria, como pocas veces se ve en la actualidad.

A los visitantes se le despiertan los sentidos a pleno, se les agudizan, porque se deben emplear a la mayor capacidad para entender lo que se ve y se siente en ese lugar fantástico. Le dieron apenas 5 años de vida... pero vivió 20 más, producto de la dedicación amorosa a su obra. El trabajo le alargó la vida, el sueño le alegro el alma, así la enfermedad pospuso su triunfo ante la alegría del espíritu. La vieja obra de la civilización, que edificaba los templos con sus torres dirigidas al cielo, como brazos implorantes ante lo divino, tapizó el suelo, rompió la chatura del horizonte, elevo los espíritus, pero también le dijo al Hombre que éste podía más, que podía crecer, que podía aspirar a "divinizarse un poco". Así el Hombre salió de al oscuridad. Esta es la historia de la Humanidad y una síntesis es Campanópolis. El altruismo, al no hacerlo con sentido comercial, también es un hecho destacable, porque no todo gira en torno al rédito económico, más en épocas como las actuales, donde una ecuación económica hasta decide sobre la vida o la muerte. Un ejemplo que debemos rescatar, para así no dejarnos devorar por el materialismo ni la globalización que nos impone lo aparente, por sobre lo real y ético. Nos tenemos que reservar el derecho al asombro ante la "locura" de los transgresores útiles, los que despiertan la imaginación, el halago de la hazaña y los cultores de lo bello. Esto bien vale una vida. Ser parte de esto y de esta categoría de Hombre es solo para iniciados y elegidos. Antonio Campana encalleció sus manos, dejó que su cerebro desbordara de ideas y su espíritu volara con las alas que le da la libertad, llevándolo a la Luz.

NUESTRA COMUNIDAD


HOMENAJE AL PROFESOR CORSO

Fiel amigo y compañero de Don Antoño Campana el Profesor Historiador Matancero Don Alfonso Corso fui quien bautizo con el nombre de Campanopolis o la ciudad de campana el emprendimiento, como también realizo varios trabajos de investigación histórica en la aldea.

Dicen que Cuando un árbol se va del patio familiar, deja en pie un gran hueco de luz. Para quien no compartió nada con él, allí simplemente no hay nada. En cambio, para los que se cobijaron a su sombra o compartieron su presencia rica en recuerdos, ese hueco de cielo abierto lo vuelve a hacer presente en cada amanecer... Nadie es reemplazado. El misterio personal es irrepetible. Pero lo que uno supo entregar, eso perdura , porque Dios es fiel con sus amigos.

VISITAS

Durante los casi 40 años de diseño de existencia de esta aldea, Campanópolis fue siempre solicitada por diversas entidades, colegios, asociaciones, amigos, fundaciones, grupos de arte y fotografía, parroquias, grupos de acción social entre otras.

Algunas visitas fueron ...

  • Obra de Padre Mario Pantaleo
  • Museo histórico de La Matanza
  • Congregación Hermanas Enfermeras de la Virgen dolorosa
  • Asociación FINTECO
  • UNUC Hogar y Centro de día color esperanza
  • EL ACONTECER. Dirigido por el Profesor Miguel Angel Materazzi
  • Municipalidad de la Matanza.
  • Embajada de la India
  • Círculo Argentino de Cacerías Hípicas
  • Centro de ex Combatientes de Malvinas
  • Defensoria del pueblo , La Matanza , Pcia de Tucumán
  • Diversos Colegios primarios y Secunadrios de La Matanza
  • Caritas San Justo
  • Diversas Galerías de Agrupaciones de Fotógrafos.
  • Fund. para la Investigación Interdiscplina de la Comunicación (Salud Mental)
  • Policía Bonaerense
  • Gobierno de la Ciudad de Bs As (Hospital José T Borda)
  • AARDEC
  • Asociación Argentina del Deporte Para Ciegos
  • Rotary Internacional
  • Rotary Club Gonzalez Catán
  • Fuerza Aérea Argentina (Estado Mayor General)
  • Asociación Mundial de Psiquiatría
  • Policía Federal Argentina
  • Secretaría de Turismo de la Nación
  • Fundación Pbro Mario Pantaleo
  • Parroquia San José G Catán
  • Comisión Nacional de Energía Atómica
  • Argentinisches Tageblatt
  • Ministerio de Educación y Justicia de la Matanza
  • Centro Studi Meridionali
  • CNN Internacional
  • Revistas y Diarios de diversos medios
  • Ricardo Montaner Producciones
  • Sr Tango
  • Club Mini Cuper Argentina
  • Rotary Club Chile, Lugano, Gonzalez Catan, I.Casanova
  • Carburando TV
  • Colectividad Eslovenia
  • Museo Histórico Don Juan Manuel De Rosas
Descargar Declaraciones de Interés

La Aldea
La Aldea
La Aldea
La Aldea
La Aldea

2014-2017 . Campanopolis . Todos los derechos reservados